Bolivia es un país situado en el centro-oeste de América del Sur, limita al norte y al este con Brasil, al sur con Paraguay y Argentina, y al oeste con Chile y Perú. Su superficie es la sexta más extensa de América Latina y comprende distintos espacios geográficos como la Cordillera de los Andes, el Altiplano, la Amazonía, los Llanos de Moxos y el Chaco, siendo así uno de los países con mayor biodiversidad en el mundo. Políticamente, se constituye como un estado plurinacional, descentralizado y con autonomías. Se divide en 9 departamentos y mantiene una reclamación territorial a Chile por una salida soberana al Océano Pacífico. Sucre es la capital y sede del órgano judicial, mientras que La Paz es la sede de los órganos ejecutivo, legislativo y electoral.

Bolivia es un país con mucho potencial turístico, que cuenta con variados atractivos turísticos, debido a su diversa cultura, regiones geográficas, rica historia y gastronomía.

En el país hay seis Patrimonios de la Humanidad declarados por la Unesco: las ruinas de la ciudad de Tiwanaku, unas de las cunas de la civilización humana, y la más antigua de toda América, la ciudad de Potosí, ciudad histórica por sus monumentos religiosos y civiles, sus calles, su gente y por supuesto, por su majestuoso e imponente Cerro Rico descubierta el año de 1545, la Amazonia, el gran pulmón del planeta, santuario de la vida silvestre, las Misiones Jesuíticas de Chiquitos, las únicas misiones vivas de todas las de Sudamérica, El Fuerte de Samaipata, la gran roca tallada por los incas en las estribaciones de los Andes como límite de su imperio y el Carnaval de Oruro, gran festividad donde se mezcla lo religioso con lo pagano.